-->

GUIAS DE APRENDIZAJE

Miles de docentes han utilizado nuestras guías, fichas o talleres de aprendizaje, que facilitan su labor como docente y lo más importante el aprendizaje del estudiante


INGRESA AQUI

TALLER TIPOS DE DEMOCRACIA

4

 

Taller Tipos de democracia

LA DEMOCRACIA 


Origen de la democracia 

El significado etimológico de ―democracia‖ es gobierno del pueblo por el pueblo y deriva de las palabras griegas demos (pueblo) y cratos (poder o gobierno)


Le recomendamos ver: El video ¿Existe la Democracia?



De esta manera, la democracia es una forma de gobierno, ―un modo de organizar el poder político en el que lo decisivo es que el pueblo no es sólo el objeto del gobierno —lo que hay que gobernar— sino también el sujeto que gobierna‖ (Salazar y Woldenberg 1993, 15).  

La democracia como forma de gobierno surgió en Grecia (siglos V-IV A.C.), donde sólo los que eran considerados ciudadanos podían participar directamente en la toma decisiones. 

 Aunque ―democracia‖ quiera decir gobierno del pueblo, para los clásicos helenos los esclavos, las mujeres, los minusválidos y los extranjeros no eran considerados ciudadanos y, por tanto, tampoco eran parte del pueblo, por lo que carecían de la atribución de participar y decidir sobre las decisiones políticas de su comunidad (Borea Odría 2003, 347). 

Taller Tipos de democracia

La participación directa de los ciudadanos en la mayor parte de la toma de decisiones es la característica principal de la democracia antigua y fue posible porque los habitantes de Atenas integraban una comunidad pequeña y no todos los que pertenecían a ésta participaban en las asambleas (entre 2 mil y 3 mil, rara vez entre 4 y 5 mil, de acuerdo a Sartori 2009, 59). 


Las decisiones del pueblo reunido en asamblea se tomaban por aclamación y por unanimidad. Esto último era así porque no era admitido el disenso, ya que se consideraba que la diferencia quebrantaba el sentido de comunidad.


  Una de las principales causas que explica el ocaso de la democracia griega hacia el 322 A.C. es que el ―poder popular‖ actuó cada vez más como una máquina pesada en que la muchedumbre aprobaba y desaprobaba frecuentemente leyes y su poder ilimitado e incontrolado no conocía fronteras en su ejercicio (Sartori 2007, 363) creando incertidumbre para la vida de la ciudad, conduciendo al caos y a la confrontación entre sus habitantes. 


Por esta razón la democracia como forma de gobierno quedó enterrada 2 mil años, siendo observada como un mal gobierno.


Democracia moderna

No obstante a finales del siglo XVIII, pero sobre todo a partir del siglo XIX la idea de democracia volvió a emerger, adquiriendo un significado distinto, relacionado con un contexto e ideales nuevos (Sartori 2007, 343).


 El único parecido de la democracia moderna con la democracia antigua es que las dos poseen el mismo principio de legitimidad (Sartori 2009, 57). ―El principio constitutivo de la democracia es el de la soberanía popular, o en otros términos, el de que el único soberano legítimo es el pueblo‖ (Salazar y Woldenberg 1993, 15).  


La diferencia entre ambas estriba en que bajo la democracia antigua el pueblo tenía la titularidad y el ejercicio del poder, mientras que en la democracia moderna, aunque la titularidad del poder le sigue perteneciendo al pueblo, su ejercicio se lo delega a los representantes seleccionados mediante elecciones.


 Por esto la democracia actual es, por definición, representativa.


Taller Tipos de democracia

La complejidad que adquirieron las sociedades occidentales modernas (estructuras estatales diferenciadas y especializadas, poblaciones enormes, entre otros elementos), así como el cambio en cuanto a los ideales y valores, hacen impensable que en la actualidad el pueblo se reúna en asamblea para tomar las decisiones del gobierno.  


El pueblo ya no lo conforma sólo un grupo limitado, sino un conjunto de millones de ciudadanos que gozan de derechos políticos y que por esta razón pueden participar ―en la constitución de la voluntad política colectiva‖ (Salazar y Woldenberg 1993, 18). 


Precisamente, para hacer frente a las nuevas características de las sociedades modernas, la forma de gobierno que hoy denominamos democracia ha transformado sus fundamentos que a continuación se describen. 


La democracia moderna se funda en dos principios elementales para construir el poder político y ejercerlo:  


La representación política. Se construye mediante elecciones libres, auténticas, competitivas y plurales. 


Es decir, existe una oposición real que siempre tendrá posibilidades de obtener el poder por medio de las elecciones, en un contexto de libertades políticas y civiles. Su finalidad es: 

Resumir los intereses sociales, 

Canalizar las demandas de los gobernados y 

Estructurar un gobierno que dé respuesta a los requerimientos de las personas. 


El principio de mayoría. Postula que, en ausencia de unanimidad, el criterio que debe guiar la adopción de las políticas y las decisiones públicas es el de la mayoría de los participantes.

 Si bien resulta imposible que todos estemos de acuerdo en algo, al menos se puede lograr que una mayoría lo esté. 

Así, aunque los más tienen el derecho de mandar, siempre lo harán en respeto a los derechos de la minoría, es decir, en respeto a los derechos fundamentales que consagra la Constitución (Sartori 2009, 17). 

Taller Tipos de democracia

Uno de los principios fundamentales de la democracia —a diferencia de lo que ocurría en la antigua Grecia— es el respeto a la pluralidad política y, por tanto, la existencia en una sociedad de grupos opositores al gobierno, siempre y cuando éstos se desenvuelvan en el marco de la ley. 


 Para que la democracia funcione en una sociedad moderna es necesario que los ciudadanos de todas las filiaciones políticas tengan el derecho de participar de forma activa en los procesos político-electorales por medio de los cuales se eligen a los gobernantes.


 De esta manera los ciudadanos, titulares del poder, son responsables del destino de su propia sociedad. 


Le recomendamos ver: El video Valores de la Democracia 



Tipos de democracia 


Democracia directa 



La democracia es un sistema político en el que se tiene el derecho al voto para elegir a los representantes en elecciones periódicas, sin embargo, a lo largo del tiempo, a este concepto se le han agregado características, derechos, libertades, requisitos económicos, sociales y políticos que han llevado a pensar que la democracia es un sistema político que ya no puede existir más. 


Taller Tipos de democracia


En una democracia directa, los ciudadanos pueden votar directamente en las elecciones, decidiendo lo que se tiene que hacer para el bien de la sociedad. 



Aristóteles  se declaraba en contra de la democracia, ya que era un gobierno de las masas, en donde los pobres buscarían obtener su propio beneficio, por lo que se generaría una lucha de clases (Rosenberg, 2006). 



Rousseau sugirió que la única forma de que existiera una verdadera democracia era con una mayor cantidad de gobernantes que de gobernados, en Estados pequeños donde todo mundo se conociera, reuniéndose frecuentemente para discutir los asuntos públicos y donde no existiera diferencia de riquezas.

 


Por lo tanto, Rousseau propone una democracia directa y deliberativa, en donde la ciudadanía decidiera sobre los asuntos públicos por medio de la deliberación de las propuestas.


La democracia directa le permite a los ciudadanos involucrarse directamente en los asuntos públicos, discutiendo o debatiendo las decisiones que debían tomarse para el mejoramiento de la sociedad. 


Sin embargo, hay que tomar en cuenta que este tipo de democracia se daba sin contemplar a todos los ciudadanos para debatir acerca de los asuntos públicos o problemas que enfrentaba la sociedad, es por ello que surgió la democracia representativa, en donde un grupo de gobernantes elegidos por la sociedad son quienes van a tomar las decisiones acerca de los asuntos públicos. (Rodríguez Burgos, 2010).


La representación es la forma en la que un elegido actúa de acuerdo con los intereses de los que lo eligieron, esto es, representando al elector para la toma de decisiones en los asuntos públicos, de acuerdo con Duverger (2001). 


Montesquieu  definía a la democracia como una república, donde el poder residía en el pueblo. La elección de quienes serían los gobernantes debía ser por sorteo, y la elección de los mismos debía ser por votación de los ciudadanos buscando la igualdad y bienestar para todos.


Aunque existen teóricos que entran dentro de las categorías de democracia representativa, se observó que la corriente liberal se entremezcla con esta definición, es así que primero delimitaremos la democracia liberal en general, para después separar esta corriente en dos vertientes, primero la democracia social en donde se le da un mayor peso a la igualdad social de las personas, para después dar paso a la democracia económica, en donde los exponentes de esta corriente explican la democracia con características económicas que debieran cumplir.


Democracia liberal

De acuerdo con Cerroni (1992), el liberalismo otorga la dignidad igual de los hombres, al igual que define los procedimientos que se necesitan para asegurar la competencia libre entre las personas en la búsqueda del poder. 


En las aportaciones que hace Mill  al pensamiento liberal moderno, además de darle importancia a la libertad individual, también le agrega la característica de participación a través del voto, eligiendo periódicamente a los representantes.

Taller Tipos de democracia

En una democracia liberal los individuos buscan mayores libertades civiles, de expresión, de asociación, con la mínima interferencia por parte del Estado para contribuir al bienestar social de todos los ciudadanos.


 Por otra parte, el liberalismo económico se asocia en un sentido laissez faire, esto es, de libre mercado, donde se debe dejar que el mercado se ajuste por sí mismo con la interferencia mínima del Estado (Carter, 2005).


La democracia social definida por Sartori (2002), se basa en la igualdad, en donde los miembros de la sociedad se vean y se traten como iguales. Además incluye la efectividad de derechos sociales y la disminución de las desigualdades sociales para toda la población (Paramio, 1996). 


Por lo tanto, la democracia social se relaciona con conceptos políticos, económicos y culturales (Moya Palencia, 1982). La sociedad con la que se encuentra Tocqueville (2005), era una sociedad basada en la soberanía del pueblo, con principios establecidos en la Constitución de los Estados Unidos, tales como orden, ponderación de los poderes, libertades y respeto a los derechos. 


Por tanto, se encuentra con una democracia socialmente más desarrollada tanto en igualdad de derechos como en libertades, diferente al tipo de democracia que se presentaba en ese momento en Europa.


Democracia participativa

La democracia participativa contiene una diversidad de formas de participación, sin embargo todas encerradas en un mismo ideal, los ciudadanos deben ser más activos, informados y racionales no sólo para elegir a sus representantes, sino también para participar en la toma de decisiones.


 Esto se da en función de una mejor educación ciudadana, desarrollo de una cultura política e incluso en debates públicos que permitan discutir las diferentes opciones. (Sáenz López & Rodríguez Burgos, 2010). 


Por su parte, John Dewey  indica que la democracia solo se dará en la medida en la que los ciudadanos estén más involucrados activamente en el proceso político, siendo elemento indispensable la educación de los ciudadanos, reconociendo los intereses mutuos como ¨factor del control social¨ para así generar un cambio continuo en los hábitos sociales. 


Con ciudadanos educados se podrían hacer mejores elecciones y para obedecer las resoluciones que dictaban sus gobernantes.


Taller Tipos de democracia

Por tanto, se considera que una sociedad es democrática en la medida en la que se facilita la participación de los ciudadanos en condiciones iguales (Dewey).


 Pateman señaló que el término participación tomo fuerza en el panorama político para dar paso a nuevas formas y derechos de participación a los ciudadanos (Vergara Estévez, 2005), agregando que las teorías de democracia participativa requieren de una participación de los ciudadanos para darle un sentido de competencia que debe ser desarrollado en una democracia (Pateman, 1999), siendo además necesaria una mayor igualdad para que el sistema político sea más participativo, en donde los ciudadanos se comprometan directamente en la toma de decisiones (Bernazza, Iriarte y Vázquez, 2003).


DESCARGAR PDF GRATIS


Tal vez te interesen estas entradas

4 comentarios